14.5.10

FUEGO.



Luego del despertar
y mientras aún estabas
en las lindes del día
yo escribía palabras
sobre todo tu cuerpo.
.
Luego vino la noche y las borró.
Tú me reconociste sin embargo.
Entonces dije
con el aliento sólo de mi voz
idénticas palabras
sobre tu mismo cuerpo
y nunca nadie más pudo tocarlas
sin quemarse en el halo de fuego.
**Karicias**

2 comentarios:

La sonrisa de Hiperión dijo...

Siempre sorprendete, pasar por tu espacio, y encontrar estas cosas...


Saludos y un abrazo enorme.

Paco Guerrero dijo...

lo dificil seria borrar tus palabras,este domingo,transmiten.